Hillary Clinton. La hora ha llegado.